viernes, 7 de junio de 2013

EN LA CORTE DEL LOBO

No leo a menudo novela histórica, no es un género que me guste demasiado, pero esta me la recomendaron (alguien de confianza) y me he animado. Tengo que aclarar que no la he leído bien, he tardado demasiado. Es larga y he tenido poco tiempo últimamente y así no se disfrutan las novelas. Pero, pese a todo, me ha gustado. La historia se desarrolla en la corte de Enrique VIII pero, aunque es la historia que más debemos conocer de Inglaterra (ni sé la de pelis y series de TV que hay sobre el tema, los mayores os acordaréis de una en TVE hace mil años "Las siete esposas de Enrique VIII", a mí me encantó), no se centra en Ana Bolena o en el rey, sino en la figura de Cromwell. Yo tenía la idea de que Cromwell era malo y Thomas Moro, bueno (vale, tengo una mentalidad de película del Oeste) y aquí cambia el punto de vista. No es que Cromwell parezca un cordero pascual, es un político nato: gestiona, manipula, intriga, pero entiendes su punto de vista, ves sus afectos, sus problemas. Thomas Moro  cae fatal, aunque lo maten y escriba la Utopía.  Parece un beato malvado. También  hace reflexionar sobre el papel de las mujeres en la corte de la época. Qué poquitas armas: seducción, embarazo de varones y una miaja de intriga, pero no era una posición nada fácil.
La pega que le pongo es que a veces es un poco liosa, salen muchísimos personajes y no sé si es problema de la novela o de la traducción pero, a veces, en los diálogos no sabes quién está hablando.
Vamos a darle:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comments system

Disqus Shortname