domingo, 10 de mayo de 2015

LAS TRES BODAS DE MANOLITA

Me he sentido casi huérfana al acabar Las tres bodas de Manolita.
¿Qué voy a hacer yo sin Manolita, Silverio, Antonio el guapo, Eladia, la Palmera  o el Orejas? Estos libros largos, en los que te sumerges y parece que forman parte de tu propia vida, te dejan una sensación de vacío al acabarlos. He estado a punto de lanzarme a por Inés y la alegría o El lector de Julio Verne, pero creo que es mejor que deje un tiempo, que haga el duelo por el fin de este libro y más adelante retome esta trilogía apasionante.
La Guerra Civil, aunque no lo parezca, todavía da argumentos excelentes. La miseria, la cárcel, la injusticia vistos desde el punto de vista de una mujer, casi una niña al inicio de la historia, que debe enfrentarse a un mundo feo, gris y hostil. Por suerte también hay solidaridad, esperanza e historias de amor. De verdad, si no habéis leído estas novelas de Almudena Grandes, corred a comprarlas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comments system

Disqus Shortname