domingo, 3 de mayo de 2020

LA ESTRELLA DE QUINCE PUNTAS (MONA JACINTA)

El día del libro de este año, en pleno confinamiento, me llegó a casa el último libro de Noelia Lorenzo Pino. Me alegro el día. Tardé algunos días en empezarlo porque estaba con mi admirado Eduardo Sacheri, pero fue empezarlo y no poderlo soltar. He leído casi todas las novelas de Noelia (me falta Chamusquina, que siempre se me olvida) y todas me han gustado, pero tengo la sensación de cada una es mejor que la anterior. Me da miedo decírselo a Noelia por no meterle presión. Si sigue a este ritmo de mejora continua, ¿qué escribirá a los cincuenta? La estrella de quince puntas es estremecedora. Comenzamos con el hallazgo de un cuerpo decapitado, que ya resulta impactante, pero no va a ser el único. Eider y Jon Ander se van a enfrentar a un caso que parece irresoluble: cuerpo imposible de identificar (sin cabeza y con las yemas de los dedos quemadas para impedir sacar huellas. Y lo más terrible: no va a ser el único cuerpo de estas características que encuentren. Eider se va a enfrentar a un caso difícil y a una época complicada de su vida. Parece dispuesta a pasar página de la historia con Josu,su exmarido, pero se meterá en unos jardines emocionales muy complicados que le van a dejar cicatrices. Noelia suele decir que sufre escribiendo. Yo no sé ella, pero sus lectores pasamos las penas del infierno. Yo, a veces, le grito a Eider mientras leo. "No, ¡no vayas!" y cosas así.
Os aseguro que no hay que ir a buscar a Jo Nesbo a Noruega teniendo a Noelia tan cerca.

3 comentarios:

  1. Totalmente de acuerdo. Es una de mis escrituras de cabecera y no te olvides de Chamusquina, para mi modesto entender muy buena y una de mis preferidas y he leído todos sus libros

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego. De esta no pasa, voy a pillar Chamusquina en mi primera incursión aalguna librería.

      Eliminar

Comments system

Disqus Shortname